Noticias

Morir en el extranjero

03/05/2016

Un mundo cada vez más global supone ventajas en el turismo, en los negocios, en los estudios y en nuevos horizontes de vida. Sin embargo, hay un factor que no se tiene muy en cuenta: la defunción fuera de su país. Mémora International es una plataforma especializada en traslados internacionales y repatriación por todo el mundo con los mejores profesionales especializados en multiculturalismo para atender de la mejor forma a las familias que han perdido a un ser querido.

MARIBEL Y ROBERT
Accidente de Germanwings
Respeto religioso
Al principio fue un proceso muy largo debido a los errores de identificación que hubo en el lugar del accidente en Francia. Una vez identificados tuvimos dificultades en saber por parte de la compañía aérea cuándo llegarían los restos. Fuecasi dos meses después cuando empezamos el contacto con Mémora International en Barcelona para los arreglos del entierro y la llegada del féretro. Finalmente, los restos llegaron en junio del 2015, y pudimos hacer el entierro que deseábamos. Somos Testigos de Jehová y apreciamos el profundo respeto por parte de Mémora a nuestras creencias religiosas al preparar el funeral. Desde que contactamos con ellos, la comunicación fue buena y fluida y la actuación de sus profesionales fue óptima. Nuestra valoración sobre Mémora International es muy buena”. Maribel y Robert son padres de una de las víctimas del accidente de Germanwings que tuvo lugar el 24 de marzo de 2015 en los Alpes franceses, una de las peores tragedias aéreas de los últimos años en el que fallecieron 150 personas en el trayecto Barcelona-Düsseldorf y que conmocionó a la comunidad internacional por las circunstancias en que se produjo. El pasado 23 de marzo, se celebró un acto de homenaje a las víctimas del accidente en el Aeropuerto de El Prat, asistieron los familiares y también acudieron múltiples autoridades e instituciones que quisieron acompañar a los familiares de las víctimas en un momento especialmente emotivo como es la conmemoración del primer aniversario de la tragedia.

JONATHAN Y CHRISTINE 
Repatriación a Francia
Rápida actuación
Una familia francesa perdió a su bebé de siete meses de edad en Tenerife mientras estaban de vacaciones. Para la familia fue complicado debido a la burocracia de España y la rapidez con la que se desarrollaron todas las actuaciones, desde la autopsia y la policía hasta la resolución del juez. El día después del fallecimiento, Adelaida, asistente de Mémora International, acudió al hotel para hablar con la familia sobre todas las posibilidades para la repatriación del cadáver. Los padres están muy agradecidos a los profesionales de Mémora International por su actuación, por la información que tuvieron en todo momento, y porque a pesar de estar acostumbrados a hacer este trabajo no es fácil cuando se hace con el corazón, y Adelaida lo hizo”, declara Jonathan, abogado de la familia. “Tras el fallecimiento, nos pusimos en contacto con Mémora International para proceder a la repatriación. Agilizaron los trámites de forma excepcional, contactando con todos los organismos locales para obtener la documentación necesaria y respondieron a las demandas de la familia de confesión judía. La rapidez se demuestra en que el primer contacto fue un jueves, y el domingo el cuerpo ya se había repatriado. El personal fue ejemplar, atendiendo incluso de madrugada y demostrando una profesionalidad excepcional. No hubiésemos actuado con tanta eficacia de no haber sido por Mémora International”, afirma Christine, portavoz del Consulado de Francia en Tenerife.

ROSA
Traslado a Estados Unidos
Despedida digna
“Alex era un joven de 21 años estadounidense que estaba en Barcelona para un periodo de 4 meses de intercambio entre la Universidad de Wisconsin y la Universitat Pompeu Fabra. El proceso de repatriación fue perfecto, teníamos una expectativa de duración de 10 días y Mémora consiguió hacerlo en menos de tres. La familia del joven deseaba que el cuerpo se mantuviese en perfectas condiciones para celebrar el funeral de cuerpo presente, y Mémora se ocupó de embalsamar el cuerpo con la calidad que la familia deseaba. De este modo, el cuerpo pudo viajar en un ataúd de gran calidad y fue sellado para que llegase en las mejores condiciones. La familia agradece la celeridad en la repatriación: contactamos con Mémora el martes por la mañana, y el mismo día, el equipo de la compañía ya estaba reunido con la familia para atender las necesidades: desde el reconocimiento del cadáver, hasta la disposición de profesionales que les ayudasen en esos duros momentos. El jueves el cuerpo ya estaba en el aeropuerto de El Prat. Explican que están muy agradecidos de que sus necesidades fuesen cubiertas como deseaban y, también, por el trato que les brindaron profesionales como Albert, el asesor personal, o los responsables del tanatorio de Sant Gervas, así como todo el equipo que forma Mémora International. También reconocen la calidad de las instalaciones en las que el cuerpo de su hijo fue tratado”, declara Rosa, que ejerción de tutora de Alex durante su estancia en Barcelona.